Conéctate con nosotros

INFORMACIÓN GENERAL

Portuarios: acusan a dirigentes de corrupción por desactivar una terminal portuaria

Daniel Amarante, adjunto de Guincheros, acusa a su secretario general, Roberto Coria, y a otros dirigentes del sector marítimo de haber acordado “una transa” para precarizar trabajadores. Rearmado moyanista.

Publicado

|

El año pasado, el sector marítimo fue un hervidero: primero porque José Beni, el Administrador General de Puertos, fue uno de los últimos funcionarios de Transporte en ser nombrado, lo que ocurrió allá por junio de 2020. Para los gremios portuarios no haber tenido cabeza política con la que interlocutar hizo levantar la temperatura porque había dos temas en danza de altísimo voltaje: la continuidad de la concesión y futura administración de la Hidrovía; y las concesiones del Puerto de Buenos Aires. De este malestar ya daba cuenta Mundo Gremial para febrero del año pasado; a menos de tres meses de haber asumido la administración central el Frente de Todos.

Ambos puntos encontraron una solución; pero el segundo, concerniente al puerto porteño, desencadenó una pelea gremial con acusaciones de corrupción muy fuerte entre dirigentes. “Juan Carlos Schmid, Roberto Coria, Daniel Lewiky, el vasco (Raúl) Lizarraga y Raúl Huerta traicionaron a los trabajadores firmando un acuerdo para precarizar a los trabajadores de la Terminal 5 por una transa que hicieron con la patronal”.

Pero para entender esta acusación es necesario recopilar la historia.

En el puerto de Buenos Aires operan, desde 1994 y por concesión, las terminales 1,2 y 3 bajo la administración de Terminales Río de la Plata (TRP); la T4 bajo la administración de Maersk; y la T5, que ejecuta Bactssa. Todas ellas emplean alrededor de 2.000 trabajadores. De acuerdo al volumen de operaciones, se acordó la desactivación de la T5 y la redistribución -en las otras dos compañías- de sus 560 operarios bajo los convenios específicos de cada actividad; o bien el correspondiente pago de la indemnización para aquellos que cumplieran con los plazos legales para jubilarse (25 años de aporte y la posibilidad de jubilarse entre los 52 y 55 años según cuál sea el trabajo).

Acta Acuerdo BACCTSA – 11 dic 2020 by Mundo Gremial on Scribd

Según Amarante “esto estaba conversado” entre todos los actores hasta que se consensuó firmar ese acuerdo del 11 de diciembre de 2020 y que acompaña esta nota.

Se puede observar las firmas, en nombre de la Fempinra y de sus de gremios en particular, de Roberto Coria y Daniel Lewiky, por SGyMGMRA; y de Adrián Morando y Pablo Mondello, por SEAMARA (Sindicato de Encargados Apuntadores Marítimos y Afines de la República Argentina). Completan: Pablo Tomaselli, Carlos Esteche y Hernán Fiorenzo, de la Asociación Argentina de Empleados de la Marina Mercante (AAEMM); y Osvaldo Giancaspro, del Sindicato de Capataces Estibadores Portuarios – Personal Jerárquico (SCEP).

Como decíamos, este documento da cuenta de que el próximo 15 de mayo cerrará la T5 y que las otras dos operadoras (TRP y T4) ejecutarán la actividad de la T5. Con respecto al personal que venía trabajando en la T5 indican que serán recontratados bajo Convenio Colectivo 441/06. “Ese convenio lo que hace es regular trabajadores tercerizados lo que profundiza la informalidad”. Redondea: “Nosotros queremos que la terminal 5 funcione hasta mayo de 2022 para ordenar la operatoria de todo el puerto; pero una vez que cierre queremos que se reubique a la gente en las otras terminales bajo los convenios específicos o aquellos que se quieran retirar se les abone la indemnización correspondiente”.

En el medio se mezclan las cuestiones político gremiales. Para Amarante no hay dobleces: “Tanto Coria como Schmid, y todos los que llegaron a la CGT de la mano de Hugo Moyano y no se fueron cuando se retiró Pablo Moyano, son unos traidores”. De hecho, el mes pasado Pablo Moyano se acercó a las puertas de la T4 para reclamar por un bono de 95.000 pesos para los camioneros.

Aviso
Aviso
Aviso
Aviso


Copyright © 2018 MUNDO GREMAIL. Desing by | dosveintiuno