Edición n° 2254 - jueves 23 de marzo de 2017
C.T.A.
Viernes 10 de marzo de 2017 - 12:00

Las CTA irían al paro nacional el próximo 30 de marzo

En los próximos días se reunierán Yasky y Micheli para definir un plan de acción contra el gobierno nacional.

Yasky y Micheli, la reunificación

Yasky y Micheli, la reunificación

Los secretarios generales de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, y de la CTA de la Argentina, Hugo Yasky, buscan aprovechar el descontento generalizado de las casi 500.000 personas que se movilizaron hacia el ministerio de la Producción para anunciar lo que evita la CGT de Carlos Acuña, Juan Carlos Schmid y Héctor Daer.

"Muchos dirigentes de la CGT que se acostumbraron a la vida fácil hasta abandonar la lucha en las calles dilatan la decisión porque no quieren un paro”, criticó Micheli en diálogo radial. Por eso, el 14 de marzo se reuniría con Yasky para establecer en un plenario un plan de acción que incluiría un paro nacional para el 30 de este mes.

En tanto, un Yasky más prudente, manifestó que las dos CTA continuarán con el diálogo abierto a la CGT para convencer a la mayor cantidad de gremios posibles para sumarse a la medida de fuerza: "Hay un sector de la CGT que está comprometido con el Gobierno, pero otro sector que trabaja por un paro nacional".

Entre las dos CTA consiguieron movilizar a 50.000 personas adhiriéndose así a la marcha convocada por la CGT en la puerta del ministerio de la Producción, que conduce Francisco Cabrera, para exigir el fin del ajuste del gobierno de Mauricio Macri.

Por su parte, el diputado del Frente de Izquierda (FIT), Néstor Pitrola, quien ayer encabezó la columna de los 10.000 trabajadores de ferroviarios de la UF, obreros del Sitraic y gráficos de AGR-Grupo Clarín, denunció que la CGT acompañó el ajuste del Gobierno por considerarlo inevitable: "La marcha de ayer fue para evitar el paro".

En ese contexto, Micheli avisó que, de confirmarse el paro nacional del 30 de marzo, las dos CTA podrían confluir ese día con el FIT de Jorge Altamira, la Unión Ferroviaria de Rubén "Pollo" Sobrero y la CCC de Juan Carlos Alderete. Los gremios de izquierda no pueden convocar al paro porque no tienen personería jurídica, pero sí alentar a las bases para que se lo exijan a la CGT o a las dos CTA.

Comentarios